#innovación

CLAVES PARA ENTENDER LA 4ª REVOLUCIÓN INDUSTRIAL

claves-entender-la-4a-revolucion-industrial

 

 

“Vendo lo que todo el mundo desea tener, energía”. Son las palabras de James Watt, reconocido inventor que tuvo un papel protagonista en  la “Primera Revolución Industrial” gracias a su revolucionaria mejora en la máquina de vapor.

 

A pesar de que esta frase data de finales del siglo XVIII, podría haber sido citada la semana pasada por el mismísimo Presidente de Iberdrola.

En mi caso, y supongo que en el de la mayoría de los lectores, no nos ha quedado más remedio que conocer a través de los libros de texto las 3 Revoluciones Industriales. La ya comentada primera Revolución Industrial, que tuvo como protagonista a James Watt. La Segunda Revolución Industrial de finales del siglo XIX (siendo Ford su máximo exponente). Y la Tercera Revolución Industrial con la aparición de la automatización (aparición de los ordenadores).

Los que no sintáis atracción por los libros podéis estar tranquilos. La llamada 4ª Revolución Industrial va ser la única que no va ser necesario estudiar. La vamos a vivir en primera persona. Vamos a ser los protagonistas principales.

 

 

4ª revolución industrial
4ª revolución industrial

 

Al igual que ocurrió en las 3 Revoluciones Industriales anteriores, para que tenga lugar la Revolución Industrial se debe generar un ecosistema propicio. En donde el papel protagonista lo adquiere la tecnología.  El “IoT” (Internet de las cosas), “El Big Data”, “la robótica”, “la impresión 3D”, “la Inteligencia Artificial”, “los drones” o “la Realidad Aumentada” son los ingredientes  para que esta coctelera  esté a punto de explotar.

Pero…“¿Hacía donde vamos con esta denominada 4ª Revolución Industrial?” En este caso la respuesta parece clara “las fábricas inteligentes”. Caracterizadas por la automatización y digitalización de las mismas

 

 

¿Qué ventajas tiene para la empresa esta digitalización y automatización? 

 

El permanente acceso a la red permite a las fábricas “ser inteligentes”;

Lo que les permite  proveerles de capacidad de auto diagnóstico . Es decir, detectar fallos y averías antes de producirse y poder autor repararse.

Una mayor adaptabilidad a situaciones concretas;

 Como pudiera ser un incremento puntual de la demanda. Lo que llevaría implícito una correcta gestión de los proveedores para adquirir las materias primas necesarias

Una mayor personalización de sus productos; 

Tal y como señala Maserati actualmente están produciendo 70.000 variantes del mismo modelo con un 30% menos en los tiempos de fabricación algo impensable hace 10 años.

Creación de un “clon digital” ;   

La posibilidad de crear réplicas de un producto desde un punto de vista virtual. Esta réplica te permitirá simular procesos productivos de un prototipo antes de llevarlo a producción.

 

 

“Algunos ejemplos de empresas punteras en la 4ª Revolución Industrial”

Un ejemplo de la aplicación del “Internet de las cosas” es Microdeco. Este grupo vasco de fabricación de piezas de precisión ha añadido sensores a cada máquina para capturar datos relativos a vibraciones, temperaturas, consumo eléctrico, señales de paradas, averías…Este análisis le ha conseguido optimizar el rendimiento de las máquinas y aumentar la productividad.

También  Rolls Royce hace algo similar. Monitoriza sus motores de reacción para anticiparse a cualquier fallo. En el caso de Airbus, la empresa está desarrollando actuaciones para mejorar la eficiencia de sus sistemas de producción, incorporando la impresión 3D en sus sistemas de producción, al igual que PUMA. Por su parte, Repsol está utilizando  “drones” para revisar el estado de sus instalaciones tanto en tierra como en alta mar y no descarta emplearla para cartografiar los yacimientos de hidrocarburos.

 

El futuro que nos depara la 4ª Revolución Industrial
El futuro de la Industria 4.0

 

Al igual que pasó en las anteriores Revoluciones Industriales hay muchos interrogantes que nos surgen ¿Qué papel tendremos en el proceso industrial? ¿Cuál será la evolución del empleo (humano)? ¿Existirá una sustitución del empleo humano por máquinas, o serán complementarios? ¿Qué profesiones se demandaran en los próximos años?….Cuestiones que no son fáciles de responder.  ¿Y vosotros…os animáis a darme vuestra opinión?

¿Te ha gustado nuestro post?

3 Comments
Share

diginova

Comments

  1. cómo el Internet de las cosas puede salvar el planeta
    11 septiembre, 2017 at 8:03 pm

    […] embargo, aún no está todo perdido. En este artículo nos hemos propuesto trasladaros cómo el Internet de las cosas puede salvar el planeta. […]

  2. El futuro de la impresión 3D. Una tecnología llena de aplicaciones.
    11 noviembre, 2017 at 12:27 pm

    […] todo el mundo coincidía en afirmar que esta tecnología sería esencial en la nueva revolución industrial que se […]

  3. LAS 6 TENDENCIAS TECNOLÓGICAS DEL 2018 SEGÚN GARTNER
    26 noviembre, 2017 at 1:21 pm

    […] de ello en las “smart cities”, los “wearables”,  los vehículos autónomos o la Industria 4.0.  Esta tendencia cada vez avanza con mayor rapidez y su inclusión en la vida diaria poco a poco […]

Reply your comment:

Your email address will not be published. Required fields are marked *